Vida Diaria

Aprende algunos trucos para mantener tu ropa como nueva

Cuantas veces no les ha pasado que ya están a punto de salir de casa y se les mancha su ropa favorita o sus tenis. Cuando estamos desayunando y por una distracción nos manchamos nuestra camisa, o cuando nuestro peludito, esa mascota que tanto queremos, nos brinca manchando ese pantalón blanco que tanto nos gusta. Y ni hablar de todas las  que son mamás y que después de entregar a sus niños en la escuela terminan manchadas por esas manitas sucias de sus pequeños.

Basta de preocupaciones en esta ocasión veremos algunas maneras de combatir estos imprevistos, desde trucos bastante simples hasta un protector de telas muy efectivo.

Los problemas clásicos

Manchas de sudor: Es bastante molesto cuando nuestra camisa favorita termina con una mancha amarilla de sudor. Para retirar estas manchas debemos agregar a la zona manchada un poco de agua y bicarbonato de sodio, ponerla a remojar 10 minutos y después la tallamos con un cepillo y la dejamos otra vez reposando durante toda la noche, al día siguiente enjuagamos con abundante agua, repite de ser necesario, sin embargo, con una sola noche debería ser suficiente.

Manchas de maquillaje: Esto es más fácil de solucionar, solo debemos de aplicar crema para afeitar sobre la mancha y frotar con un trapito la prenda. Este simple truco te ahorrará mucho tiempo.

Más común de lo que piensas

Arreglar cierres: Pasa un lápiz entre los dientes del cierre, si esto no funciona podemos aplicar un poco de vaselina o jabón líquido, esto “aceitará” un poco los dientes del cierre, permitiendo que vuelvan a encajar y continúe cumpliendo su función.

Quitar pelusas: Lo podemos realizar con una hoja de rasurar o un rastrillo, pero para evitar accidentes se recomienda hacerlo con cinta adhesiva o un peine con cerdas finas, ya que la primera opción podría producir cortes que a la larga, desgasten tu ropa y la vuelvan frágil, propiciando la aparición de huecos en la tela.

Manchas de desodorante: Debemos dejar remojando la prenda toda la noche y de preferencia lavar a mano con un jabón neutro de barra, esto permitirá que los químicos del desodorante se desprendan de la prenda.

Material delicado

Limpiar la gamuza: Es una de las telas más complicadas de tratar, ya que debemos de tener un trato especial, lo mejor es usar un spray de limpieza para calzado, ya que está pensado para este tipo de materiales, por lo cual podemos aplicarlo en nuestras prendas de gamuza.

Blanquear la ropa: El mejor remedio es usar bicarbonato de sodio, remojar la ropa en un recipiente con agua y bicarbonato de sodio por 8 horas, después disuelve 5 aspirinas y mezcla con la formula anteriormente preparada, lo volvemos a dejar 8 horas, posteriormente lavamos la prenda y listo.

Todos estos son remedios caseros que pueden funcionar si los aplicamos de manera correcta, sin embargo no nos liberan de las terribles manchas o derrames que surgen de último momento, por que como ya leíste, la mayoría son trucos que requieren algunas horas para actuar de forma efectiva. 

Nanotecnología al rescate

Para esto tenemos un protector de telas, hecho a base de nanotecnología: NanoX150 textiles, que como acto de magia evita que los textiles se manchen, por la contaminación, la suciedad e incluso repele el agua. No afecta la  apariencia, la capacidad de respiración, el color o el manejo y es fácil de mantener. Protege del derrame de café, vino y otros líquidos. 

Adiós al olor a humedad, los desgastes, inclusive la predisposición a la formación de hongos, es un escudo invisible con una duración de 15 ciclos de lavado en su versión más económica.

Esperamos estos tips te sean de mucha utilidad, y que protejan tus prendas y calzado de la contaminación y suciedad que se encuentra en el medio ambiente, así como de las manchas accidentales.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *